Recomendaciones de septiembre de 2015

Ecuatoria, de Patrick Deville (Anagrama, 2015)

Después de su más que interesante Peste & Cólera, Deville nos deslumbra con Ecuatoria, una singular novela que se adentra a través de los ríos Congo y Ogooué hacia el corazón del África negra tras las huellas de los grandes exploradores: Brazza, Stanley, Livingstone, etc. para mostrarnos la cara (el descubrimiento, la superación) y la cruz (la empresa colonial, la explotación, la miseria) de la  aventura de unos hombres que «fueron capaces de soñar que eran más grandes que ellos mismos». La novela alterna el relato histórico de hechos y personajes (en clave de crónica novelada) y el  dietario actual (del viaje del propio Deville tras las huellas de Brazza) para proporcionarnos un fresco fascinante y feroz de la situación del África postcolonial. Su voz personalísima aúna rasgos de Conrad, de Kapuściński, de Echenoz, etc. Una novela que sitúa a Patrick Deville entre los mejores escritores contemporáneos.

 Ecuatoria, de Patrick Deville (Anagrama, 2015)

La fiesta de la insignificancia, Milan Kundera (Tusquets, 2014)

La última obra de Milán Kundera es una auténtica fiesta. Bien parece que el escritor, en la senectud, ha optado por perderse el respeto a sí mismo y autoparodiarse de forma lúdica y desenfadada. En breves páginas, Kundera construye un rompecabezas metaficcional que se constituye en una crítica humorística contra los valores del éxito y la vanidad. Un libro con tintes surrealistas, con ecos de los mejores Gombrowicz y Bulgákov, en el que se mezclan personajes ficticios e históricos (la parodia de Stalin y Kalinin es impagable) para llegar a un final de traca que nos lleva a pensar que, en el fondo, no somos tan importantes como nos creemos. Pocas veces la alta literatura es tan divertida.

 La fiesta de la insignificancia, Milan Kundera (Tusquets, 2014)

Challenger de Guillem López (Aristas Martínez, 2015)

Una tarde del año 1986 (creo que la recordamos todos los televidentes de cierta edad) los televisores de todo el mundo se inflamaron con las luces del estallido del transbordador espacial Challenger, apenas minuto y medio después de despegar. Con este sugerente fondo el autor traza una serie de retratos y situaciones que envuelven el acontecimiento, como si todos fueran acogidos por esta enorme metáfora que representa la atomización de la cápsula en el espacio. Escrito de una forma sorpresiva y sugerente (un poco pasado de páginas quizá) esta novela de Guillem López nos revela a un autor que hay que seguir con atención en sus siguientes proyectos.

 Challenger de Guillem López (Aristas Martínez, 2015)

El duende mal pensante, José Bergamín (Cuadernos del Vigía, 2015)

El duende mal pensante es el último gran libro de aforismos de José Bergamín, inédito hasta la fecha y que Gonzalo Penalva acaba de rescatar para la editorial Cuadernos del Vigía. Se trata de un ecléctico compendio de aforismos que recorre toda la producción literaria de Bergamín, desde 1924 hasta el final de su vida. Un libro para descubrir a uno de los más lúcidos y contradictorios escritores de la literatura española. En palabras de Salinas: «El ingenio de Bergamín es solamente el arma punzante, acerada, con que un espíritu atormentado y angustiado quiere abrirse paso entre las tinieblas de cada día. Ingenio de saeta».

 El duende mal pensante, José Bergamín (Cuadernos del Vigía, 2015)

Esa canalla de literatura, Eduardo Gil Bera (Acantilado, 2015)

Sagaz periodista (fue el cronista mejor pagado del Frankfurter Zeitung), genial novelista y observador perspicaz e inteligente de la realidad, Josep Roth es uno de los más destacados escritores europeos del siglo XX. En un encomiable trabajo documental, a través de quince ensayos, Eduardo Gil Bera se adentra en los complejos entresijos de la biografía y de la personalidad de Roth dejando que sea éste, a través de sus textos y de los de sus interlocutores (Stefan Zweig, Brentano, Benno Reifenberg, etc.) quien desgrane sus obsesiones, ambiciones, frustraciones y contradicciones en el tiempo convulso que le tocó vivir. Imprescindible para los (muchos) amantes de Roth y de la Mitteleuropa de entreguerras.

Esa canalla de literatura, Eduardo Gil Bera (Acantilado, 2015)

Una mariposa en la máquina de escribir (La vida trágica de John Kennedy Toole y la extraordinaria historia de La conjura de los necios), de Cory MacLauchlin (Anagrama, 2015)

Tras un título largo y un subtítulo interminable (más propio del destacado de un reportaje de prensa) encontramos la respuesta a la duda que siempre acude a los lectores de La conjura de los necios o La Biblia de neón: ¿Qué puede llevar a un hombre aparentemente brillante y bienhumorado a conectar el tubo de escape con el interior de su coche? Supongo que es una duda que nos asaltó a todos cuando conocimos mínimamente la biografía de John Kennedy Toole y que en buena manera va desbrozando el autor con una exhaustiva documentación que repasa los treinta y pocos años de existencia del autor sureño y la azarosa aventura que supuso publicación de La conjura. Muy recomendable.

 Una mariposa en la máquina de escribir (La vida trágica de John Kennedy Toole y la extraordinaria historia de La conjura de los necios), de Cory MacLauchlin (Anagrama, 2015)

El cuadro dentro del cuadro, de André Chastel (Libros de la resistencia, 2015)

Podríamos recomendar cualquier ensayo de los publicados por Libros de la resistencia, una editorial que apuesta por el estudio del arte desde ángulos dispares, y siempre desde una perspectiva rigurosa y sugerente. Entre sus novedades nos encontramos con El cuadro dentro del cuadro, de André Chastel. Tomando como punto de partida diversas obras, el autor nos adentra en el fascinante universo de los cuadros que se sitúan dentro del propio cuadro, explorando la relación entre el conjunto y el detalle. Un atractivo y pormenorizado análisis que aumenta las dimensiones del objeto artístico. Si algo hemos de pedirle a un libro, es que su lectura nos modifique, nos haga ser distintos una vez que lo hemos concluido. Eso es lo que consigue Chastel: nos enseña a mirar una obra y nos ayuda a percibir sus innumerables puntos de fuga.

 El cuadro dentro del cuadro, de André Chastel (Libros de la resistencia, 2015)

Niebla fronteriza, Hasier Larretxea (El Gaviero Ediciones, 2015)

Lo universal es lo particular sin fronteras, nos recordó Valente. Así es, también, la escritura de Larretxea: una escena mínima que almacena un significado universal, un recuerdo privado capaz de hacer saltar interminables círculos y alojarse, como si de una historia personal se tratase, en la mente del lector. Aquí reside una de las grandes virtudes de este libro, intenso y elegante al mismo tiempo. Hasier es uno de esos escritores que conocen a la perfección las posibilidades de la geografía escrita, lo que da de sí el diálogo entre lugar y memoria. Su paisaje nos interroga y nos sacude. Tiene razón Mestre: Hasier Larretxea convierte cada una de sus palabras en un acto de deliberado respeto por la condición humana. A veces, como es el caso, la niebla es una forma de observar el territorio con mayor nitidez.

 Niebla fronteriza, Hasier Larretxea (El Gaviero Ediciones, 2015)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s